MARIQUITA » Pinta y conoce esta colorida especie de pequeños insectos

Advertisement

La mariquita es un pequeño insecto que integra el grupo de los coleópteros, en otras palabras, el conjunto de los escarabajos, aunque realmente su principal atractivo radica en la tez brillante de sus alas acorazadas, que puede ser amarilla, anaranjada o la más común, roja con manchas negras.

Advertisement

Y es por sus relucientes tonos que se le considera un bonito animal para colorear y a su vez, aprender mucho más sobre esta criatura de seis patas y un par de antenas, quien constituye una de las especies de artrópodos más aceptadas por las personas, debido a sus atractivas características morfológicas.

Principales características de la mariquita

Advertisement

Tal como te explicamos anteriormente, entre las principales características de este tipo de insectos destacan los vistosos colores de su parte superior, que van desde los tonos rojizos o amarillos, hasta anaranjados con pequeñas manchas negras y redondas, siendo la “mariquita de 7 puntos” la especie más popular, así que diviértete dándole vida a los dibujos de este bello animal para colorear.

Esta última también posee un par de motas blancas a los costados de su cabeza, la cual es negra, y al igual que el resto de sus parientes, pertenece a la familia de los coccinélidos.

Son artrópodos que no sobrepasan de 1 centímetro de longitud. De hecho hay individuos que miden menos de 10 milímetros.

Cuentan con dos alas acorazadas que protegen a otras útiles para volar, y sobre las anteriores lucen los vibrantes matices que las convierten en excelentes insectos para colorear.

En cuanto a los demás rasgos de su aspecto, tiene un cuerpo redondo a excepción del área inferior, la cual es completamente llana.

Allí tiene sus seis diminutas patas, mientras en la cabeza lleva un par de ojos compuestos, dos antenas y la boca.

Curiosidades de la mariquita

Aunque en esta ocasión estamos conociendo las características de este ejemplar motivado a su llamativa pigmentación, hay otros tipos de mariquitas menos vistosas.

En este sentido, también podemos encontrar especies completamente marrones o negras, sin ninguna clase de marca adicional, dificultando la manera de identificarlas a simple vista, pero aun así no dejan de ser buenos animales para colorear, comprendiendo su estilo de vida con una manera más divertida.

Asimismo, a las alas protectoras de este diminuto insecto se les denomina élitros y por otra parte, sus patas funcionan como una extensión del olfato.

Otro dato interesante es que tienden a aglomerarse durante el invierno, luego de segregar sustancias químicas para atraer más ejemplares esperando la época de reproducción.

Alimentación de la mariquita: controladora natural de plagas

Pese al llamativo aspecto de estos insectos, la gran mayoría de especies que tiene la mariquita, basa su alimentación en consumir áfidos.

Esto significa que devoran a los artrópodos culpables de acabar con grandes áreas de cultivos, como pulgones, cochinillas o ácaros.

Es por ello que la mariquita ocupa un lugar entre los controladores naturales de plagas, suponiendo una enorme ayuda para jardineros y agricultores.

De hecho se estima que uno de estos especímenes consuma más de 5000 pulgones en el transcurso de todo un año, sin mencionar que antes, siendo larvas, también se abocan a la misma dieta.

En contraposición existe una minoría de especies que se alimentan de materia vegetal, lo cual representa el mismo problema de los áfidos contra los cultivos.

Hábitat de la mariquita

El hábitat de la mariquita puede ser prácticamente cualquier lugar donde consiga de qué alimentarse, siempre y cuando el clima esté a su favor, prefiriendo aquellas zonas templadas.

En este sentido, es capaz de distribuirse tanto en jardines, campos, montañas, áreas de basta cantidad de hierbas y arbustos, así como en espacios diferentes, sean playas, en lo alto de los árboles, el césped o incluso las ciudades.

Realmente son animales oportunistas, puesto que se quedan en un mismo sitio hasta que se terminan sus fuentes de alimentación, luego de eso se mudan.

Acostumbran a esconderse en algunas hendiduras o bajo las cortezas de los árboles cuando llega el invierno, agrupándose con varios individuos para esperar el apareamiento.

Reproducción de los diminutos coccinélidos

Estos pintorescos coccinélidos desarrollan sus ciclos de reproducción cuando llega la primavera y el verano, lapsos de apareamiento para luego poner huevos.

Todo ello implica un proceso ovíparo en el que las hembras desovan hasta más de 100 huevos según la especie, dejándolos en las hojas.

Es entonces cuando inicia la etapa larval de las mariquitas, desarrollando las seis patas características de los insectos, además de prominencias de carne y pelos.

Tras pasar unas semanas como larva, entra en un período inactivo denominado pupa, para posteriormente cambiar a su forma definitiva.

Depredadores

Los principales depredadores de las coloridas mariquitas son los pájaros, al igual que otros tipos de aves, pero también son vulnerables frente a diferentes animales.

Entre ellos destacan distintos tipos de reptiles, anfibios, mamíferos de pequeña y mediana talla, e insectos más grandes que ellas, como libélulas o avispas.

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…